Portada » Blog » Empoderamiento Femenino » ¿Cómo alejarte de una relación de violencia?
Empoderamiento Femenino

¿Cómo alejarte de una relación de violencia?

Un día me encontré con él para comer, es importante decir que no había salido así con otros chicos de mi edad, la mayoría quería ir a su casa específicamente a su cuarto y pasar (lo peor de todo) 10 minutos de intensa actividad física, con esto quiero hablar del hecho de vivir aquellas cosas que con las novelas impresas y de televisión, series, películas y amor romántico significan lo máximo y nos llevan a un punto en el que podemos incluso dejar pasar cualquier cosa con la finalidad de tenerlas siempre, llegamos a acostumbrarnos tanto que no somos capaces de vernos sin ellas. Este pequeño recuento y análisis de una situación de violencia y sobre todo codependencia no es para todos o todas, es para aquellas mujeres que han vivido una relación de violencia psicológica, física, económica, sexual y otros tipos de forma aislada o en conjunto, con una persona de edad mayor.

En mi caso fueron 20 años de diferencia, aun cuando dije que me causaba un poco de asco una situación así durante mi adolescencia en mi etapa adulta le dije sí al tipo que me ofreció cenas, almuerzos, cine, circo, teatro, paseos y no por interés económico ya que si te identificas conmigo quizás alguna vez piensen que estas con una persona así por conveniencia o por dinero, respeto a las personas que sí, pero en este caso hablamos de un sentimiento que va más allá, una cuestión emocional e incluso de traumas o situaciones no trabajadas en terapia.

Por qué las salidas con él significaban plática, cariño, atención, caballerosidad si así le podemos llamar, emoción, compromiso y amor que no duro mucho y se tornó a peleas de madrugada, sometimientos, sentimientos de culpabilidad, chantaje, dependencia, sentimientos de miedo, ira, angustia, tristeza y desesperación hasta desarrollar ataques de ansiedad.

¿En qué punto estas tú?

La historia vale poco ya que muchas veces, aunque queramos que alguien nos diga algo o nos escuche, nos aleje de esa situación, nuestra fuerza y sanación es la solución, voy a hablarte de lo que pasa cuando sales de esto, ves el cielo color de rosa y no por el arrebolado sino por la paz que llevas dentro, parece después de mucho tiempo que puedes temer a cosas razonables como tropezarte o que llueva y no lleves paraguas, puedes gritar de felicidad o por haber logrado algo importante y no por desesperación, puedes correr para llegar a la hora exacta de tu cita o para alcanzar el autobús en lugar de hacerlo para esconderte de esa persona, puedes llorar por una película o por que el microondas quemó tus palomitas, pero ya no por una infidelidad, un castigo pasivo, una amenaza ya no dentro de un mar del que no sabes cómo salir, quizás lo anterior sean cosas triviales y poco dramáticas pero créeme que cuando sales de ese tipo de relaciones lo entenderás, el drama es drama y hasta de película, así como cuando observas al o la protagonista callarse algo tan fácil de decir y que da origen a la historia, así puedes ver tus errores después tan fáciles y al alcance de muchas soluciones. ¿Qué problemas has identificado y que soluciones as evaluado?

¿Cómo lo dejas? ¡Dímelo ya!

Si te identificas con algo de lo antes escrito es posible que estés en una relación de dependencia que no sepas como salir si te has planteado irte de ahí y no lo has hecho, as buscado muchas opciones, formulado planes o puntos a tu favor y en contra de él o ella, porque también puede que seas un chico en una relación con una persona mayor que tú.

¿estás dispuesto a hacer algo por ti?

Puedes preguntarte también hace cuanto que haces una actualización de tus necesidades y deseos, quizás ni siquiera lo has pensado, pero con forme pasa el tiempo tenemos que hacerlo, no piensas lo mismo hoy que hace cinco años, ni pensaras igual que hoy en 10 años, que tipo de vida quieres, sin raíces o con raíces, quieres viajar o trabajar en una oficina, quieres una pareja estable o una relación abierta, en función de todo lo que tu representas.

Trabaja en ti, en tu bienestar en llenar tus necesidades básicas, en la autoconfianza y amor propio.

Cuando te das cuenta que en tu relación hay daño emocional y físico que los encuentros y discusiones te causan estrés, ya no duermes bien, te encuentras confundida o confundido y tienes miedo por mencionar algunas características de relaciones donde el amor no está bien entendido, es hora de replantear las cosas y quizás lo mejor sea salir de ahí, por tu bien y el de tu pareja, créeme que si las cosas no cambiaron en la primera discusión menos lo harán ahora, si hay infidelidad tu confianza destruida tardará en sanar, que dejaras de verte con poco valor después de que te des un respiro en soledad y aprendas a amarte cómo eres y darte cuenta de que vales mucho no en función de lo que tu pareja diga o haga hacia ti. 

Mi pareja también tiene ratos malos como todos, quizás pienses…

Cuando tengo ataques de ansiedad mi pareja está conmigo a pesar de las peleas…

Cuando discutimos y estoy a punto de irme para siempre mi pareja se da cuenta que algo está mal y lo cambia…

Cuando peleamos y ambos estamos al borde del abismo comienza a llorar y me doy cuenta que debemos calmarnos y hablar…

Es normal que pelemos ¿No?

Mis amigos dicen que cualquier pareja lo hace, mi madre dice que así son los hombres, las mujeres son unas histéricas o quizás esta en sus días y por eso se comporta así, mi padre era así de joven, pero cuando creció se volvió un esposo excelente… sea la idea que tengas si tienes que recurrir al llanto o a las amenazas para tener el control créeme, debes irte de ahí.

Es importante que conozcas también el chantaje emocional popularizado por Susan Forward, que “refiere una forma de violencia que consiste en la manipulación de una persona sobre la otra utilizando el miedo, la obligación y la culpa” según Wikipedia, llevamos nuestra vida completa conociendo el chantaje emocional, en el aula, con nuestros padres, con amigos y muchos otros escenarios.

Identifica si eres dependiente, analizando tus acciones, emociones y tipo de relación con otros, ya que, si buscas necesidad de aprobación, gratificación, aplauso, agradecimiento por medio de conductas y actos que ocasionan malestar de diversos tipos en ti, es necesario.

No evadas la situación, no pospongas la comunicación con tu pareja ya que puede crear un circulo vicioso no es que ya estás en él.

¿Cómo lo dejé?

Comenzó a ser cada vez más difícil confrontarlo, llegue a dejarme caer al suelo con las manos sobre la cabeza y mil voces dentro de ella, mientras él decía lo mucho que me amaba después de una discusión con violencia.

Comencé a hacer deporte, tae kwon do y me dio otra visión de mi misma, el no dejaba de buscarme, hizo de todo hasta decirle a mi compañero de gimnasio que solamente quería un oportunidad y que no tenía idea de que pasaba, él era el manipulador y yo la dependiente, me costó aceptarlo porque también llegue a buscarlo cuando parecía que todo iba a terminar hasta que me di cuenta que si sentía amor por él debía hacer algo por dejar de lastimarlo, hoy sé que no era amor y que él también me lastimaba.

Todo termino hoy estoy soltera curando mi ser y el volvió con su exnovia a quien golpeo, manipuló para abortar y engañó conmigo. Por si querías saber el final de la historia.

Esta es una de cuantas historias, lo que importa eres tú, busca apoyo si sientes que no puedes hacerlo solo o sola, mejora tu relación contigo, no tengas miedo de estar sola o solo y recuerda que todos cometemos errores.

Libros de Amazón

Etiquetas

Agregar comentario

Haz clic aquí y comenta