Portada » Blog » Secciones » Hoy sí lo hago ¡ya me decidí!
Imagen: Scrumízate.
Reflexión Secciones

Hoy sí lo hago ¡ya me decidí!

¿Qué ropa me pongo? ¿ Qué ruta tomo? ¿Qué desayuno? ¿Qué hago en este trabajo?

Cada día el Ser Humano se levanta y empieza a tomar Decisiones, aun sin saber que lo está haciendo. Esto es en automático y el Subconciente toma el poder, pero hay decisiones que sí merecen muchísima más atención.

¿Qué quiero hacer con mi vida? ¿Vale la pena seguir con esto? ¿Cuánto tiempo más esperaré?¿Me suicido?

Al pensar ya el subconciente está recibiendo una orden y abriendo una carpeta o archivo. Para que me entiendan, es como tu teléfono, que viene preparado con tantas aplicaciones y las conoces perfectamente, pero el ser humano es un vehículo perfecto, la máquina perfecta, la creación perfecta. No quiere conocerse, no queremos saber cómo funcionamos, sólo vamos hacia adelante sin pensar en las consecuencias de nuestras decisiones tomadas a veces sin DECIDIRNOS, sólo actuamos y no sentimos.

El día de su muerte John F. Kennedy decidió abordar un auto sin techo porque quería disfrutar del sol.

El día de su muerte Abraham Lincoln decidió ir al teatro con un sólo guardaespaldas, quien lo dejó para comprarse un pan. En ese momento fue atacado por un sujeto.  

Pero nosotros no le damos la importancia debida a nuestras decisiones porque creemos que no nos afectarán. No existen Decisiones buenas o Decisiones malas, solamente son DECISIONES. Lo que es bueno o malo es el resultado. Cuántas veces escuchamos “si no lo hubiera hecho” y a veces el resultado fue positivo y ahí empezó un noviazgo, un mejor empleo, una mejor casa, una mejor Vida. Sólo es cosa de que empecemos a entender que la vida es una decisión cada segundo, cada momento. Yo decido ser Feliz y lo aplico aun que haya varias cosas en el camino que no me van a gustar, pero la decisión ya está tomada, el ser Feliz es como un buen guisado: lleva ingredientes que solos no nos agradarían pero al juntarlos será un delicioso platillo.

No le temas a las Decisiones, sólo acepta que va haber resultados a veces buenos, a veces malos, pero los malos es la prueba de que vas avanzando, no te estanques, decide a seguir adelante. Un mal noviazgo decido convertirlo en un buen aprendizaje y ya no es un mal noviazgo, fue parte de mi entrenamiento. Un mal trabajo fue parte de mis escalera para seguir subiendo, yo lo Decido así. Unos vecinos ruidosos  son parte de mi crecimiento porque así lo decido. Una mala compra no me volverá a pasar por que yo Decidí que fuera un aprendizaje más. Pero DECIDE. No te estanques, no temas, toma la DECISIÓN DE DECIDIR. 

Formas de tomar una decisión

1. ¿QUÉ SIENTO? (Miedo: ¿Qué va a pasar si fallo?) (Coraje: ¿y si me dicen que noooo?)(Resentimiento: pero ya una vez fui y no lo logreeee). El ser humano está capacitado para sentir pero nos hemos ido bloqueando al pasar el tiempo, nos da miedo sentir.

2. No tomes todo personal. Algunas veces no es para ti. Va uno por la calle y alguien grita “pendejo” y ya andamos volteando y ni “pendejos” somos.

3. Se vale tomar una Decisión y después decidir que siempre no. Esa es la gran ventaja del ser Humano, podemos DES-DECIDIR. Es una palabra que me da risa pero así es, a veces ya el resultado no va a cambiar pero sí puedo quitarme para el segundo golpe.

4. No es el Destino. Cuando alguien dice que es el destino le pregunto ¿al cruzar la calle volteas a ambos lados ? Si volteas donde está tu creencia del destino y si no volteas… ¡no seas tarugo, a lo mejor el otro no cree en esooooooo!

Tanto si piensas que puedes, como si piensas que no puedes, estás en lo cierto, dijo Henry Ford.

ES TU DECISIÓN.

Agregar comentario

Haz clic aquí y comenta