Saltar al contenido
La Redacción

La alquimia de las mariposas

14 junio, 2019

La magia y el encanto de las mariposas han sido descubiertos, no sólo por su aspecto biológico-científico, o por el aspecto esotérico, sino por ambos. He aquí, el origen de su alquimia.

¿Qué son?

Las mariposas son insectos voladores de la orden Lepidóptera, poseedores de colores brillantes con dos pares de alas grandes que varían de color y patrón según la especie.

Así pues, se dice que existen aproximadamente 15,000 especies de mariposas, cada una con su encanto y particularidad.

¿De dónde vienen sus colores?

Se menciona que los colores de las mariposas han fascinado desde el principio de los tiempos, haciendo referencia de la misma naturalidad de estos, o si realmente fueron hechos por la mano de algún ser de apariencia mitológica.

Sin embargo, en el ámbito científico, las mariposas obtienen sus colores de dos fuentes, el color ordinario y el color estructural.

Primero, el color ordinario, proviene de las sustancias químicas normales que son absorbidas por longitudes de onda de luz y reflejan a su vez, otras. Un claro ejemplo es la melanina, las mariposas obtienen sus colores marrón y amarillo de esta sustancia.

Segundo, el color estructural es aún más interesante, puesto que este se crea a través de un efecto óptico, como interferencia de la luz o de la sombra en las estructuras físicas, supliendo de esta manera al pigmento. Lo mejor de todo es que esta característica no es propia de las mariposas, sino que también las poseen aves como los colibríes y los pavo reales.

Ciclo de la mariposa

Ahora que ya hemos mostrado el ser físico de la mariposa, tan increíble por sí solo, debemos conocer su ciclo de transformación, aquello que la hace ser como se nos presenta, libre y vivaz en su vuelo.

Antes de convertirse en oruga comienza siendo un huevo que se coloca en la hoja de una planta. Cuando este eclosiona, nace la oruga. La oruga come y crece de manera que le permita dar vida a su futuro ser, luego, se vuelve una pupa, es decir, aquella oruga envuelta en el capullo. Dentro de ese capullo oscuro y solitario, la oruga está pasando por diversos cambios.

Este cambio puede tardar entre semanas y meses, según lo necesite la oruga para transformarse y salir siendo una mariposa si ninguna atadura.
Finalmente sale de aquel capullo oscuro que le reveló su transformación. Ahora tiene alas que le ayudarán a resistir vientos y largas travesías por el mundo, cubriéndolas también de aquellos que se presentan como sus enemigos.

Ya hemos planteado todos los cambios que debe atravesar una mariposa para ser lo que es y que tanto ha fascinado a lo largo de los siglos, sabemos que sus cambios no solo son físicos sino también de cierta manera, a nivel emocional, esa emoción que les ayudará a hacer el perfecto uso del cambio físico por el que han atravesado.

La magia de las mariposas ¿es real?

En la perspectiva de los ojos correctos, todos los seres vivos guardan algo de magia, si bien es cierto, cada uno de nosotros interpretará de diferente manera nuestra vida y lo que ésta nos presente. Por lo cual, relataremos algunas creencias sobre las mismas mariposas, pero se dejará al lector la capacidad de sí mismo para creer en su magia o no.

La mariposa es considerada como una señal de los ángeles, en especial de los ángeles guardianes, ellos las hacen aparecer en situaciones en que buscamos una señal, una señal para cambiar un aspecto de nuestra vida o tomar una decisión, incluso para darnos fuerza. 

En la antigua Roma y Grecia, se consideraba como “alma”, y estaba asociada con la trasformación, tanto fue adorada que hay una estatua de una mariposa saliendo de un hombre muerto, representando el alma que ha salido del cuerpo.

En Mesoamérica, los templos Teotihuacanos están adornados con pinturas, y tallados donde se asocia a las mariposas con el alma de los guerreros caídos.

Por último, William O. Beeman, del Departamento de Antropología de la Universidad de Brown, encontró en sus encuestas, que el significado de la palabra mariposa, varía alrededor del mundo, para algunos son buenos presagios, para otros almas viejas, para otros sabiduría e intuición, sin embargo, se puede concluir que la oruga y la mariposa juntas, representan la transformación, el cambio.

Conclusión

Cada uno de nosotros tiene su creencia y su opinión, pero como consejo para cada uno, puedo decir que es mejor vivir la vida con un poco de “magia” sin dejar de lado aquello físico que vemos, puesto que es nuestra manera de codificar el mundo, no obstante, tal vez deberíamos cambiar nuestro código de entendimiento. Y para que algo mejor pueda nacer, algo debe haber muerto primero.

Las noticias

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp