Portada » Blog » Historias de vida » Nadie se va sin pagar
Historias de vida

Nadie se va sin pagar

Últimas entradas de Andrea de Leon (ver todo)

¨Nadie se va sin pagar las que debe´´ Esto es un dicho muy conocido en México y se refiere a que las personas que han hecho daño, antes de que mueran pagan el daño que hicieron a los demás. Muchos creemos en esto, muchos no. La realidad pensamos que a los malos les va mejor que a los buenos. Como citando un ejemplo, en el caso de muchas personas que se hacen millonarias por el tráfico de drogas o los delincuentes de que hacen negocios ilícitos y ganan una fortuna por medio de empresas fantasmas, haciendo que otros inviertan en cosas las cuales no se obtienen ningún beneficio, pero se dan cuenta al final cuando todo su dinero se lo roban otros y las personas no obtienen nada.

Hay muchos tipos de delitos de los cuales te puedo mencionar, donde el autor de esto, se queda con todo, dañando a otros, la pregunta que nos hacemos es esta. ¿Qué pasara con ellos después?,

¿Pagaran por el daño cometido? ¿Serán las personas felices?.

Jack el destripador nunca fue atrapado.

Otro caso cual te puedo mencionar es del asesino psicópata ¡Jack el destripador!, fue un asesino serial en Inglaterra, el cual mataba prostitutas, y las descuartizaba, ósea las hacia pedacitos, muchos investigadores expertos en criminales, dijeron que Jack el destripador era un doctor, ya que sus cortes que hacía a sus víctimas eran perfectos bien hechos como lo que hace un doctor. Lo inquietante es que Jack el destripador, nunca fue atrapado, decían que no era un solo asesino, si no que podían ser dos, o tal vez no era un hombre, podía ser una mujer. Lo horrible de esto es que Jack el destripador nunca fue atrapado.

La historia del señor X

Te voy a contar una historia verdadera, mas cercas a lo común en una sociedad, en la que estamos viviendo en la actualidad, que pasa en miles familias comunes

El señor X nació en una familia de 12 hermanos, 3 hembras y 9 varones, entre ellos el señor x fue el 3ro de los mayores, su padre fue hombre trabajador que aparecía entre algunos días de la semana para llevar el sustento, ya que también tenía otra familia a la cual mantenía y estaba casado. Sus apariciones en su segunda familia eran pocas, aparte de que le gustaba tomar en la cantina y convivir con sus amigos, fue el ejemplo con el que creció esta criatura.

La infancia y adolescencia del señor X

Creció entre sus hermanos, iban a la escuela, y jugaban por las tardes, también trabajan vendiendo cosas en la calle, eran unos niños muy activos en los años de 1940, donde la radio formaba parte del entretenimiento de jóvenes y adultos, los juegos y cuentos fue la diversión de los niños. En ese tiempo el señor X tenía un enemigo, un niño abusón que lo molestaba, el cual le causaba miedo de confrontar al señor X, pero llego el día, el cual tuvo que ejercer la ley de la calle y defenderse por sí mismo, ya era mucho tiempo viviendo tras el miedo. La decisión se tuvo que tomar, el señor X que en ese tiempo era un pequeño, se enfrentó a ese niño abusón, de tal manera que de tanto estar cansado, lo golpeo con todas sus fuerzas tirándolo al piso, golpeándolo hasta sangrar, sacando la violencia guardada en su interior, la gente al ver esto, tuvieron que quitar al señor X de encima de ese niño. Pero a partir de ahí, el señor X demostró que se defendería de cualquiera que lo molestara.

La adolescencia del señor X, se vio en la necesidad por causa de la numerosa familia en la que nació, se dedicó a trabajar estando aun debajo de la mayoría de edad para hacerlo. No pudo continuar sus estudios, se convirtió en aprendiz de todo lo que le pudiera ayudar a sobrevivir a todo lo que le ayudaría a hacer una vida mejor. Creciendo entre valores morales incompletos, malos ejemplos, el concepto de lo malo, lo entendió viendo las consecuencias sufridas por los demás, no tuvo una educación religiosa completa, solo un poco de conocimiento de los 10 mandamientos. En la mente de este joven, se formó la idea de lo que era tener y ser una familia.

La juventud del señor X

De joven el señor X, conoció en un baile a una hermosa joven mujer, que iba a divertirse como el resto de las demás chicas, pero ella era distinta a las demás, tenía un ¡no sé qué! Que de inmediato llamo su atención, así que pronto fue a conquistarla, el siendo un joven apuesto, sensual, por causa del fruto de su trabajo, procuraba vestirse bien, llamando la atención de varias chicas que disfruto, pero esta mujer, le gusto para ser la madre de sus futuros hijos. Así que logro su objetivo la hizo su novia, aunque ella tuvo que enfrentar el enojo de muchas de sus ex novias que celosas le reclamaban esa relación, y otras que maldecían esta unión que se logró por vía del matrimonio.

La familia que formo el señor X

Al principio ya no eran uno, sino dos, empezaron su vida con carencias económicas, que poco a poco juntos lucharon para ir superando, tuvieron su primer hijo, una bendición para esta nueva familia, pero después empezaron los pleitos, los enojos, las borracheras, el señor X comenzó a golpear a su esposa, maltratarla, a gritar, a engañarla con otras mujeres. Pues la señora ´´Y´´, así la llamaremos, tuvo que aguantar, pues en esos tiempos las mujeres aguantaban todo a sus maridos, no podía regresar a la casa de sus padres, no la aceptarían, le dirían que se aguantara que ya se casó, ahora, no hay remedio que continuar con la vida así. Un infierno para la señora Y, pasaron los años con dolor sufrimiento, la llegada de más hijos. La salud de la señora ´´Y´´ comenzó a deteriorarse enfermándose del corazón. Pero aun así muchas advertencias y consejos tuvo el señor X para hacer un cambio en su vida, pero el Señor X nunca quiso cambiar ni aceptar ninguno de sus errores, El no hizo nada malo, se esforzó para sacar adelante a su familia, nunca falto casa, ni comida, ni educación. Con eso era suficiente, el Señor X cumplió con su deber de esposo y padre.

La vejez y tormento del Señor X

Ahora el señor X es un anciano de más de 80 años de edad, quedo viudo hace algunos años pues la señora ´´Y´´ murió del corazón. El señor X sufre de demencia senil, pero en medio de su demencia tiene tormentos. Por las noches se escapa de su casa y corre a la calle, gritando que lo quieren matar, acusa a su familia de que lo quieren despojar de su casa, grita dormido, habla cosas de su vida pasada, se siente perseguido, tiene momentos de ira, le habla a su esposa muerta. Esto no es una demencia, esto es su propia conciencia que lo acusa de sus errores y daños del pasado.

Moraleja.

Hay una ley que existe y no podemos traspasar, aunque no aceptemos, cuando faltamos a esa ley, llega un pago. Meditemos y reflexionemos con la vida del Señor X, que está sufriendo las consecuencias del mal que causo a su familia. Tenemos la oportunidad de hacer el bien, existe un pago para el mal. Ahorita hay una mala información de lo que es el bien y el mal, la mejor guía para el bien se llama la Biblia. Podemos leerla, para conocer la diferencia entre el bien y el mal. Así como Dios separo la luz de las tinieblas. Aún estamos a tiempo.

Etiquetas

Agregar comentario

Haz clic aquí y comenta