Portada » Blog » Secciones » No cuentes con ellos
Imagen: Aparecida Liberato
Reflexión Secciones

No cuentes con ellos

Últimas entradas de Odiseo (ver todo)

Cuando la negrura de la vida nos invade con pesares en el alma, buscamos con quién contar. Si sólo te tienes a ti mismo cuentas con cero amigos; si no eres popular puedes contar con un amigo, dos amigos, tres amigos; pero si eres popular en las redes sociales puede que hasta con cien buenos amigo y otros miles de amigos con buenos deseos y con mensajes de ánimo. Para contar amigos, penas, deudas, malestares o alegrías; lo más sencillo es utilizar números naturales.

Si a los números naturales les damos una connotación negativa, podemos interpretarlos como la contraparte de algo que nos es beneficioso; por ejemplo, las deudas. Si decimos “debemos cien pesos en la tiendita de la esquina”, sabemos que esa cantidad será restada a una cantidad positiva de dinero que en cierto momento llegaremos a tener. Este tipo de número son los números llamados negativos, que se encuentran al otro lado del cero que funciona como espejo en la recta numérica.

Cuando juntamos ambos tipos de números construimos lo que son los números enteros. Sin embargo, en la realidad no sólo utilizamos estos números para tener un orden sobre las cosas que nos rodean. Por ejemplo, si queremos saber cuáles son nuestras medidas o la altura de un edificio, con regularidad los números que aparecen no son números enteros, y debemos batallar con aquellos números que llamamos decimales. Pero debemos tener cuidado, por qué existen los números decimales periódicos y los aperiódicos. Para el caso de los números decimales periódicos, podemos definirlos como aquellos que podemos escribir en forma de fracción.  

Al unir los números enteros con todos los números con parte decimal periódica, lo que obtenemos es un conjunto más grande al que conocemos como el conjunto de los números racionales. Sin embargo, esto no acaba aquí, debido a que entre cada número racional se encuentran más números que llenan el espacio entre cada uno. Estos números son los que se conocen como números irracionales que a diferencia de los números racionales, no solo no tienen una periodicidad, sino que, aunque podamos localizarlos sobre la línea recta de los números reales su parte decimal es también una sucesión infinita de valores, es decir que nunca termina. Es por esta razón que siguen siendo un misterio en la actualidad. Así que si necesitas contar deudas, amigos o dinero en la cartera, no cuentes con ellos.

Agregar comentario

Haz clic aquí y comenta