Saltar al contenido
La Redacción

Si yo fuera hombre

12 mayo, 2020

Si yo fuera hombre. Reconocería mis fortalezas y debilidades, buscaría aprender algo nuevo, trataría de mejorar como persona y corregir mis errores. Sobre todo, pedir perdón si es necesario.

Buscaría estar cerca de aquellas personas que me aporten algo y enriquezcan mi vida. No temería demostrar que a veces soy débil y eso no me hace menos hombre.

Buscaría comprender a los demás y que no piensan igual que yo. Que sus ideas pueden ser diferentes a las mías, pero si las complementamos, ya no somos sólo creativos, sino innovadores.

Ayudaría a alguien, no importa a quién. Saber sus necesidades, inquietudes, intereses y daría lo mejor porque esa persona o personas estén bien. No propiciaré su desdicha ni abusaré de la confianza que me dan.

Buscaría ser un buen esposo y compañero, cómplice de un proyecto de vida. Cuidaría a esa compañera que elegí para construir una vida juntos. No la vería como un objeto para satisfacer mis necesidades, o porque hay que tener una mujer, sino como una persona digna de respeto, inteligente, independiente, que no necesita de mí para hacer lo que quiera, pero que desea compartir conmigo y me ayuda a ser mejor hombre.

Buscaría ser un buen padre, si tengo hijos. Que sepan que estaré con ellos cuando me necesiten y que sepan que no lo sé todo, ni puedo todo. Pero que hice lo posible por intentarlo y nunca me di por vencido.

Cuidaría a mis padres si aún los tengo. Que sepan que viviré eternamente agradecido por todo lo que me han dado y ahora me toca a mí ver por ellos. No les reclamaría nada, porque hicieron lo mejor que pudieron para que tuviera una vida feliz. Y si ya no los tengo, en su nombre actuaría con honestidad, lealtad y comprometido con quienes me rodean, siguiendo su ejemplo.

Buscaría ser un buen líder si tengo personal a mi cargo. Saber sus necesidades, opiniones, inquietudes, escucharía sus propuestas, tal vez sean mejores que las mías. Siempre estaría al pendiente de ellos y buscaría hacer equipo. No dando órdenes, más bien trabajando para buscar el bien de todos y del negocio.

Si estoy solo, no buscaría a una mujer, ella llegará en su momento. Cuando eso suceda la conoceré y cuidaré, intentaré comprenderla y sobre todo amarla con todo mi ser. No buscando competir con ella, sino trabajar juntos para lograr nuestros sueños. Respetando su independencia y autonomía, dejando que sea ella misma. Y si no llega, no lo lamentaré, seré feliz porque así lo he decidido.

Y sobre todo, quitaré de mi mente la frase de «los hombres no lloran», demostraré mis sentimientos y emociones, porque soy un ser humano y no siempre tengo que ser fuerte. Recordaré que no siempre puedo solo, necesito a veces la ayuda de alguien, pero lucharé por realizar todo con pasión, fe y amor.

Si yo fuera hombre, pensaría en todo lo bueno que puedo hacer y ser feliz.

¿Ya conoces nuestro Instagram?